Sala de Prensa

Los constructores no entenderían la derogación de la Norma Territorial Transitoria

29/01/2016

La Junta Directiva de la Asociación de Empresas de la Construcción y Promotores de Menorca, en su reunión celebrada en el día de ayer, analizó la repercusión que el Decreto Ley 1/2016 de medidas urgentes en materia urbanística tendrá sobre este sector económico.

Dos fueron los principales temas abordados, en primer lugar la inseguridad jurídica que conlleva la modificación continua de normativas y en segundo lugar el nuevo parón de actividad al que podría tener que hacer frente este sector.

La Asociación está totalmente en desacuerdo con la política que desde hace un tiempo se sigue en España y muy concretamente en Menorca, consistente en la derogación o modificación de las normativas aprobadas en la legislatura anterior, entendiendo que ello únicamente produce una inseguridad jurídica en todos los ámbitos, que no contribuye a la llegada de proyectos de inversión a nuestra isla, y por tanto repercute muy negativamente en la economía de Menorca.

Es fundamental que los actos administrativos cotidianos que afectan a la ordenación del territorio se realicen de forma totalmente regulada, pero también, de forma reglada a fin de que todos los sujetos intervinientes y/o afectados sepan, en cada momento, como se puede y/o se debe actuar en un punto determinado del territorio.

El sector  de la construcción que ahora empezaba a ver algo de luz, después de vivir  unos años bastante críticos, en los que han desaparecido muchas empresas, y el resto se han visto obligadas a una restructuración radical, seguramente volverá a resentirse con este cambio de normativa, y muy especialmente si el recién aprobado Decreto Ley aconseja la derogación de la Norma Territorial Cautelar y se vuelve al Plan Territorial Insular inicial.

Destacar que el principal dato que demuestra el inicio de una mejoría en el sector es que en el año 2015 la media de asalariados del sector de la construcción fue de 1.867 personas frente a las 1.594 de media de 2014.

En el transcurso del pasado mes de octubre, cuando se tuvo conocimiento que por parte del Consell Insular se pretendía revisar el PTI, la Asociación de Empresas de Construcción y Promotores de Menorca ya le indicó mediante un escrito de propuestas que el texto aprobado en el 2003 era muy restrictivo, no permitiendo una dinamización económica de la isla, ni un crecimiento cualitativo, situación que fue mejorada el año pasado con la aprobación de la Norma Territorial Transitoria.

La posibilidad de poder legalizar los “hortals” o las facilidades dadas para la autorización de nuevas actividades económicas como son los agroturismo, son dos ejemplos que nos demuestran que la derogación de la Norma Territorial Transitoria y la aplicación del Decreto Ley en Menorca resultaría desacertada para el sector de la construcción y para la sociedad menorquina en general.

 Desde la Asociación no se entendería ni apoyaría la derogación de la Norma, desde cuya misma óptica se ha solicitado se revise el PTI. La vuelta al texto del PTI inicial sería muy perjudicial para Menorca.

Asuntos de tanta importancia como los urbanísticos, deben contar con una participación activa y real de la sociedad, y nunca tratarse y aprobarse por vía de urgencia.

Compartir:
Archivo de noticias
2019 (2)
Top